Érase una vez...

Érase una vez una niña de mirada mágica que fue a nacer en casa de una mujer hiperactiva, soñadora e independiente. Y como ahora las dos se pasan los días en las nubes

miércoles, 28 de noviembre de 2012

Un regalo muy dulce

La forma de presentar un regalo a veces lo hace mucho más personal y, sobre todo, lo hace ser recordado. No es lo mismo que te regalen algo envuelto de una tienda que si te lo han preparado de forma artesanal ¿no? Con ello se demuestra que ese detalle ha sido hecho con mucho cariño y que es especial porque ha merecido perder un poco de tiempo en prepararlo. He encontrado una forma deliciosa de regalar bodies y calcetines. Así da gusto ¿verdad?


Necesitáis:
- Una caja de magdalenas
 - Moldes de magdalenas (aquí los hay preciosos)
- 4 bodys 
- 2 pares de calcetines
- Cinta adhesiva

Mirad el proceso. Fácil, ¿verdad?
Vía: Chica Circle

lunes, 5 de noviembre de 2012

Vuelta al trabajo

Hace mucho tiempo que no escribo y es que he vuelto al trabajo y todavía me estoy acoplando. Supongo que es cuestión de tiempo, pero no termino de ubicarme, siento como si no encontrara mi lugar, y es que tengo el corazón con Ada. Siempre he sido una mujer muy independiente y pensé que la vuelta al trabajo me sentaría bien, por eso de tener una vida fuera de los pañales, pero no ha sido así. De repente me he dado cuenta que sólo deseo quedarme en casa y disfrutar de ella, de ver cómo aprende cada día y como se sorprende de casi cualquier cosa. Tengo un deseo irrefrenable de mandarlo todo al carajo, paralizar mi vida profesional y dedicarme al cien por cien a cuidar de mi hija. ¿Creéis que es normal? Toda la vida luchando por la independencia de la mujer y ahora me gustaría poder depender de mi pareja para ser exclusivamente madre y maruja. Ser madre modifica tu forma de ver las cosas y de enfrentarte al mundo, todo se relativiza, se desechan muchos pensamientos que antes rondaban continuamente por tu cabeza y ubicas a mucha gente que antes ocupaba espacio (sí, ocupaba y punto) en tu vida. Ahora que he dejado algún que otro hueco (antes estaba a rebosar) puedo buscar otro montón de gente y/o cosas interesantes. Ya os iré contando, para variar tengo poco tiempo y un montón de cosas que contaros. Hasta entonces, os dejo esta preciosa imagen

viernes, 5 de octubre de 2012

¡Al agua, patos!

Ya es la segunda que vez que llevamos a Ada a la piscina. Esta vez el agua estaba un poquito fría y no pudo disfrutar tanto como la primera vez pero de todas formas ha sido una experiencia muy agradable. Para que no pase frío la hemos comprado un bañador térmico y un gorro en el Decatlon y así va tan calentita. Le pongo además un pañal-bañador que los compro en el Mercadona. Aunque el bañador es para niños de 12 meses, se puede utilizar para los más pequeños porque aunque no se les ajusta al menos les calienta. El primer día no paraba de mirar a todos los lados y movía tanto las piernas y los brazos que parecía que iba a ponerse a nadar. Se moría de la risa cuando la levantábamos y la volvíamos a meter en el agua. Nada más salir del agua y cambiarla se quedó frita. Supongo que, para alguién tan pequeño, chapotear en el agua es como para nosotros una clase de spinning (bueno, ya os contaré mi clase de spinning del otro día, creí morirme. No sé si me atreveré a ir otra vez). Hay clases de natación para bebés desde los seis meses pero me han dicho que no merece mucho la pena apuntarles porque puedes hacer lo mismo si vas por libre, no sé si será verdad. De todas formas Ada se va a tirar una buena temporada sin poder ir porque ha cogido hongos, candiadasis del pañal, pobrecita mía. Lo más seguro es que no sea de la piscina porque según la pediatra puede haber sido por humedad (no creo porque yo la cambio mucho el pañal) o por tener las defensas bajas cuando le pusimos las vacunas de los cuatro meses (puede ser porque está vez tuvo hasta un poquito de fiebre); pero, claro, ahora me queda la duda de si será por haberla llevado a la piscina y ya no me hace tanta gracia. Ya veremos. Os adjunto la foto del bañador para que veáis que chulo es.

martes, 2 de octubre de 2012

La bebeteca de Ada—Por aire y por mar


Este cuento está hecho para tocar, buscar y pensar. Tocar sus diferentes texturas, buscar los diferentes personajes y, sí, pensar porque sus hojas contienen adivinanzas. Además, te enseña los diferentes medios de transporte y los distintos climas. ¿Qué más puedes pedir?
            Tal vez los colores no llamen demasiado la atención a los bebés “lectores” porque son tonos muy pastel, pero creo que en unos añitos disfrutarán mucho con él.
            El autor es Alison Jay. Nació en Hertfordshire, creció en Derbyshire y estudió diseño gráfico en Londres, donde reside actualmente. 
   Tenemos que ir a la cama
  es hora ya de acabar
pero antes de cerrar pantalla
dime quién viene a espiar
(Tú)

viernes, 28 de septiembre de 2012

Creatividad en una caja


Llevo años diciendo que tengo que montar un negocio pero nunca me lanzo porque cada vez que creo dar en la diana alguien se me adelanta. Sí, tengo alma emprendedora, aunque de momento todo se queda en eso, en alma. Ya veremos en un futuro porque hay algo que me ronda por la cabeza desde hace unos días… Sssshhhhh, que luego me roban la idea.
            El otro día navegando por la red encontré un negocio muy especial (ay, cómo puede la gente tener ideas tan originales) y no pude hacer otra cosa que morirme de envidia y, por supuesto, agregar la página a mis favoritos.
            Onehapybox es una empresa que te manda una caja de manualidades todos los meses. Si tienes niños de 2 a 10 años y no sabes cómo entretenerlos, ya no hay excusa.
En octubre la caja contiene manualidades de Halloween y tienen una pinta estupenda. Me dan ganas de comprarla, y eso que Ada sólo tiene 4 meses. Vale, sí, yo también soy un poco cría.
            Ah, se me olvidaba deciros que la caja también se puede regalar (lo digo por si me está leyendo algun/a amig@ que quiere tener un detallito : P )

jueves, 27 de septiembre de 2012

Zombi



No, no os voy a hablar de la estupenda serie Walking Dead (aunque aprovecho para recomendárosla) ni tampoco del libro Orgullo y prejuicio y zombis (con lo que me gusta la novela de Jane Austen no me atrevo a leerlo)

            Yo soy un zombi.  

            Y la culpa la tiene un mico que está dispuesta a sacarme de mis casillas. Ada esta noche no quería dormir y me ha tenido dando paseos de 1:30  a 4:30 de la mañana. No me siento muy orgullosa de decir que he tenido deseos de matarla. Me imaginaba haciéndolo, luego suicidándome y que Fran nos encontraba a la vuelta de su viaje.
            El médico de una amiga mía la dijo que si sentía esos impulsos dejará a la niña berreando en su cuna y se fuera a otra habitación a respirar. Eso me hace pensar que es algo de lo más común y no soy una psicópata en potencia.
            Ada, te quiero aunque en esos momentos te parezca lo contrario.

            ¿Habéis tenido también esos momentos de locura? ¿También sois un poco zombis?

martes, 25 de septiembre de 2012

Hoy nos vamos a comprar… ropa


La ropa de niña es toda preciosa así que es muy difícil no caer en la tentación de comprar mil cosas. Os recomiendo elegir unas pocas para daros un capricho, pero no comprar demasiadas porque es cierto eso que dicen que luego te regalan mil cosas. Tengo una amiga que dice que Ada es como Paris Hilton porque este verano cada día llevaba un modelito, y tiene toda la razón. Yo la compré alguna cosa pero entre lo que nos regalaron y lo que me dejaron… ¡Tengo el armario a reventar!
            Algo que nunca sobra son los bodys y ranitas así que de esos podéis hartaros a comprar. Tanto si es verano como si es invierno al final es lo más cómodo para los bebes.
            Casi todo el mundo te regalará, si es niña, vestidos, y aunque suelen ser preciosos tienen varios inconvenientes: se le suben dejándole la barriguita al descubierto y en cuanto cumplen un par de meses se los llevará a la boca para chuparlos así que irá mojada.
            Otra cosa que no sirve para nada es comprar zapatos, sobre todo en verano, porque son maestros de quitárselos y terminas sin ponerle nada. Ada tiene todos sus precioso zapatos en el armario.
            Os recomiendo tres tiendas para comprar ropa:
- Primark: tiene ropa muy barata y no tiene mala calidad. Yo he comprado allí sobre todo pijamas y bodys
- Du pareil aumême: tiene ropa preciosa. Yo compre el vestido de la foto ¿no os parece mágico?
- Pan con chocolate: no he comprado todavía pero me gusta mucho su ropa

viernes, 21 de septiembre de 2012

Hoy en decoración nos gusta… Unos especieros como librería para los cuentos


Los cuentos de los niños requieren una colocación muy especial. Si los pones con el lomo visto, ellos no saben leer y, por tanto, les atraerá mucho menos coger un libro; pero, en cambio, si les dejas ver la cubierta llena de colores y de esos personajes que ya conocen… ¡quedarán atrapados! Estuve viendo precios en Internet y me pareció que las librerías para niños eran muy caras (vale, ¿qué no es caro para los niños?) así que al final, no sé en qué página, me dieron la idea de utilizar unos especieros del IKEA. Lo mejor de esos especieros es que son baratos, los puedes pintar del color que quieras y tienen la medida ideal para la columna de la habitación de Ada, precisamente el sitio donde quería poner sus cuentos. El problema: están agotados ¡Socorro! Por favor, si alguno los encontráis decírmelo.

martes, 18 de septiembre de 2012

Adivina cuánto te quiero


Esta semana el libro que os recomiendo es un regalo que me hizo mi pareja hace algunos años, bueno, un regalo que le sugerí que me hiciera, para ser más exactos.
Es un libro muy tierno sobre lo difícil que es expresar a alguien lo mucho que le quieres y sobre la dificultad de medir el amor.
            Cuando por la noche, medio a oscuras, leo este cuento a Ada, siento que la habitación se queda demasiado pequeña para albergar tanto amor. Entonces, abro las ventanas y dejo que el amor se deslice por el alfeizar. ¿Habrá fuera suficiente espacio para cobijar tanto cariño?

lunes, 17 de septiembre de 2012

Cámaras

Otro de los regalos estrella para cualquier bebé es un intercomunicador. A nosotros nos regalaron este de la de la marca Avent y fue un acierto. Es una cámara muy pequeña con visión nocturna y puedes llevar el monitor colgado del cuello o dejarlo sobre una superficie como veis en la imagen. Te da mucha tranquilidad poder estar al otro lado de la casa y poder observar en cualquier momento a tu bebé. Sobre todo los padres primerizos nos sentimos más seguros mirando cada dos por tres si se mueve, respira, no ha entrado algún desalmado para robarnos a nuestro pequeño o han aterrizado unos extraterrestres en la azotea y se lo han llevado ;)

jueves, 13 de septiembre de 2012

Peso


He decidido dejar de pesar a Ada todas las semanas porque últimamente una sí y otra no me llevo un disgusto. Hace tres semana adelgazó 50 gr y lo pasé fatal, pero a la semana siguiente engordó 300 gr y respiré tranquila. ¡Pero esta semana otra vez que no ha engordado! Menos mal que por lo menos esta no ha adelgazado. He leído que con estos meses ya no hace falta que engorden tanto y no recomiendan pesarles todas las semanas sino una vez al mes, porque no suelen engordar al mismo ritmo cada semana.
            Ya nos dijo la pediatra que Ada tendía a ser delgada y que teniendo unos padres delgados era normal, que no nos preocupáramos, que lo importante es que dentro de su delgadez fuera aumentando poquito a poco. La verdad es que es una niña muy feliz y se pasa el día riendo y moviéndose así que no creo que tenga que preocuparme demasiado.
¿Algun@ tenéis bebés con bajo peso?

miércoles, 12 de septiembre de 2012

Fiestas


Nooooo, no estoy preparando una fiesta a Ada aunque mañana cumpla 4 meses. La verdad es que sería una idea fabulosa porque me encantan las fiestas y, de hecho, suelo preparar la de mi cumpleaños todos los años y suelen ser un éxito, pero, aunque aún no lo estoy preparando, voy recogiendo ideas para cuando llegue el gran día y mi peque cumpla un añito. Hoy visitando el maravilloso blog Con botas de agua del que soy una entusiasta seguidora, he quedado enamorada de la fiesta de cumpleaños de Martina (no podéis dejar de verlo) y mirando las tiendas donde ha comprado algunas de las cosas me he quedado alucinada porque hay auténticas preciosidades.
            He visto que en el blog se recomiendan un montón de tiendas muy chulas e iré viéndolas con mucho detenimiento porque seguramente serán tan bonitas como las dos que hoy os recomiendo: El Señor Otto y My little party.
            Me he enamorado de el Superkits para bébes sweet baby ¿no os parece que con esta decoración dan ganas de cumplir años todos los días?

miércoles, 5 de septiembre de 2012

El sueño del bebé suele ser uno de los grandes problemas de todos los padres. Hay bebés que duermen muy poco o que se duermen de madrugada o que duermen de día y no de noche o alguna de sus combinaciones. Ada dormía de noche pero solía acostarse a las dos de la madrugada y, claro, cuando hay que madrugar al día siguiente pues vas acumulando falta de sueño y estás muy cansado.
            Como os comenté en el anterior post, me gusta mucho leer y he aprovechado las interminables tomas de Ada (ya no tarda mucho en comer pero al principio estaba todo el día en el pecho) para leer libros. Primero leí el del famoso pediatra Carlos González, Comer, amar, mamar : Guía de crianza natural (28.02 €) y luego el del también famoso Eduard Estivill, Duérmete niño (desde 9,95 €), pero no me gustaba ninguno porque, el primero, consentía demasiado, y era estar todo el día dando pecho y en brazos, algo que estaba comprobando que no me servía, y, el segundo, me parecía demasiado duro (no soy capaz de dejar llorar a Ada demasiado tiempo). Empeñada en que tenía que existir un método intermedio que fuera más con mi forma de ser y con mi idea de educar a un niño empecé a buscar por Internet (¡Gracias, Internet, qué hubiera hecho yo sin ti!) y encontré el foro de las Susurradoras de bebes. Comencé a leer y me empezó a gustar mucho porque enseñaban a dormir al bebé con mucha lógica y con mucho cariño, que para mí es muy importante. Además, todas las susurradoras eran muy respetuosas con el resto de métodos y, la verdad, es que no puedo decir lo mismo del resto porque he leído discusiones muy maleducadas en algunos foros. Luego, me compré el libro El arte de susurrar a los bebes de Ana Isabel Fraga (Mandala Ediciones, 10 €) y aún me gustó más esa filosofía, sí, porque más que una forma de dormir es una filosofía de vida.
            No voy a explicar entero el método porque para eso existe el foro, el blog  y el libro, pero consiste en establecer unas rutinas, unos horarios para las comidas y el sueño y en casos más difíciles el método de coger-dejar. También se recomienda dejar al bebé en la cunita antes de que se duerma profundamente y que vayas bajando el tono del shhhshhh o la canción que vayas cantando para que así aprenda a dormirse solo. Sólo os diré que después de establecer unas sencillas rutinas Ada ha empezado a dormir sobre las 9:30 o 10 en tan solo unos días. Me he convertido en una susurradora.

lunes, 3 de septiembre de 2012

Regalos para mamá

Uno de los regalos que más me gustó de todos los que recibí tras el parto fue una cesta de productos de belleza. Es cierto que el bebé es lo más importante, pero las mamás también hacemos un gran esfuerzo y es de agradecer que alguien se acuerde de nosotras. 
      Si os ha gustado la idea y no sabéis exactamente qué poner en esa cesta os sugiero:
- Crema reafirmante para senos
- Crema para los pezones (que sea de las que los bebés pueden chupar porque sino es un rollo tener que quitarla cada vez que van a mamar)
- Crema reafirmante para el cuerpo
- Crema antiestrías 
A mí me las regalaron de la marca Trofolastín. Me han gustado mucho en general, aunque para los pezones la tengo sin abrir porque son de las que hay que retirar antes de la toma, y  utilizo la de Mustela.
      Luego viene muy bien cuidarse un poquito para sentirte más bella porque solemos quedarnos algo desmejoradas y bajas de ánimo ¿verdad? Pues aunque sea un ratito todos los días hay que reservarlos para nosotras y nuestros cuerpos. 
   Para aquellos que quieran gastarse un poquito más es estupendo que añadáis a la cesta unas bolas chinas, así  la mamá puede mejorar su suelo pélvico que suele quedar un poco tocado tras el parto. 

viernes, 31 de agosto de 2012

La bebeteca de Ada-- Una caperucita roja


Trabajo en una biblioteca, tengo alma de escritora y soy una devoradora de libros así que a Ada le podrán faltar muchas cosas pero libros… ¡Nunca!
Esta semana voy a hablar del libro Una Caperucita roja de Marjolaine Leray, ed. Océano Travesía. Es el cuento clásico de Caperucita pero con un final muy especial, tan especial como el ejemplar que tengo entre mis manos que tiene una dedicatoria que dice: “Un final con sorpresa.. para que le cuentes cuentos diferentes y aprenda contigo que la imaginación y los libros son una de las muchas cosas maravillosas que tiene la vida. Os quiero. La “tita” Mónica” Mónica es una de mis mejores amigas, somos amigas desde la infancia y  ha tenido también una pequeñina llamada Carmen que esperamos sea una gran amiga de Ada (¡os quiero, guapas!)


            Pues este libro tan especial es el primer libro que he leído a Ada y le encanta. Realmente no entiende nada, claro, pero le gusta porque tiene dos colores que les gusta mucho a los bebés: el rojo y el negro. Además, el texto y los dibujos son simples y directos. 
            La autora es francesa y nació en un pueblo llamado Loire-Atlantique en 1984. Realizó estudios de Comunicación visual en la escuela Duperré en París y, actualmente, es una diseñadora profesional.
            

sábado, 25 de agosto de 2012

Columpios

Entre todos los regalos que le hicieron a la peque uno de los más útiles fue este columpio. Cuando nos trajeron la caja pensamos que era un trasto demasiado grande y nos fuimos directamente a descambiarlo, pero al llegar a la tienda y verlo montado nos pareció una chulada, así que volvimos a cogerlo y ¡menos mal!. Este columpio se mueve de izquierda a derecha y si lo cambias de posición de atrás hacia delante. Además de tener música, sonido de lluvia y de olas, tiene luz que va cambiado de color, y lo mejor es que se balancea solo. A mi niña le encanta. Puedo dejarla un ratito para comer, ir al baño o lo que tenga que hacer, y en muchas ocasiones es lo único que la calma. Dicen que los columpios y hamaquitas son muy útiles para cuando tienen cólicos y creo que es verdad.
Así que no os olvidéis de anotarlo para vuestra lista de regalos, es un poco caro pero merece la pena. 

martes, 31 de julio de 2012

Lactancia sí, pero no es lo único


Que la lactancia es buena todo el mundo lo sabe pero, por Dios, no eres mala madre si no das el pecho. Los niños se crían muy saludables también con el biberón.
            Yo estaba dispuesta a dar el pecho e incluso sacarme leche para congelar y así que otra persona pudiera seguir dándosela cuando empezara a trabajar. Tenía ya el sacaleches comprado y preparado para ser una mamá diez. Ya en el hospital me di cuenta que con el calostro no bastaba, sí, Ada estaría bien alimentada, pero se quedaba con mucha hambre, así que pedimos que nos dieran jeringuillas de leche. Las enfermeras en un principio nos dijeron que no, pero bajo nuestra responsabilidad nos dieron un par de ellas, argumentaron que eso podía impedir que la niña tomara pecho, pero no fue así. La niña seguía cogiendo el pecho y se quedaba dormidita después de su jeringuilla de leche. Con esto no quiero decir que haya que hacerlo, evidentemente, si vuestro niño se queda a gustito tomando sólo el calostro, pues estupendo; y si el niño no os coge el pecho nada más dar a luz, tampoco os recomiendo darle otra leche porque es cierto que puedo acostumbrarse. Al llegar a casa me angustiaba precisamente que al darle leche artificial pudiera impedir que siguiera dando el pecho, así que me negaba a darle biberón; además, había leído que mientras más pecho le dieran más leche produciría, así que le daba pecho todo el rato, no me daba tiempo ni a saber si me había subido la leche porque el pecho no llegaba a llenarse. Así pasé un mes y medio, tiempo que parece una ridiculez excepto si tu bebé se pasa llorando todo el día. Cual fue mi sorpresa cuando al llevarla al pediatra desesperada, y llorando tanto o más que ella, este me dijo que empezara a darle biberón después de cada toma. Que le comprara leche anticólicos por si los llantos también fueran por eso y le hiciera un biberón de 60, si se quedaba con hambre le diera otro de 30 y si aún tenía más hambre otros 30. Me sentí francamente aliviada porque ya podía darle leche sin sentirme culpable.
            Me fui a la farmacia y le compré leche. A partir de ese día los llantos se redujeron muchísimo, la niña descansaba y yo también. Esa leche anticólicos, Novalac, no le sentaba muy bien así que cambie a Nutribén y le encantó. Me di cuenta que la leche anticólicos la estreñía así que empecé a alternar la normal y la anticólicos.
            Os puedo asegurar que esa decisión cambió todo y que a día de hoy Ada sigue tomando pecho y biberón. Ojalá todas tuviéramos leche y leche en cantidad y de calidad, pero no es así.

viernes, 27 de julio de 2012

¿Serán cólicos?

Ada ha tenido cólicos como la gran mayoría de bebés y, como ya sabréis, no se sabe exactamente qué es, aunque en casi todos los sitios leeréis que es por inmadurez intestinal. Siempre hay unos síntomas parecidos: por la tarde-noche empiezan a berrear, flexionan las piernas hacia el abdomen, se ponen rojos como un tomate y sólo parece que les calma un poco la teta, pero ni con esta se quedan quietos sino que se retuercen y la cogen y la sueltan con tirones. En estos casos los padres también se desesperan e incluso la madre termina llorando a la vez porque es realmente desesperante. Es cierto que con los cólicos hay que tener paciencia y esperar a que pasen los dos o tres meses de rigor, pero os cuento algunos cosas que a mí me sirvieron.
            En cuanto a posiciones, les calma bastante la postura del avión, es decir, poner al bebé bocabajo y balancearlo, y también flexionarle las piernas hacia el estomago (ya veréis los peditos que se tira). Si tenéis la suerte de tener un columpio en casa esto les calmara bastante o sino una hamaca.
           Para tomar yo probé a darle blevit y no sirvió de mucho, pero es cierto que expulsaba más gases. Con lo que sí mejoró fue con Colikind. Es un medicamento homeopático, lo podéis comprar en farmacias y cuesta unos 14 euros si no recuerdo mal. La forma más fácil de que vuestro bebé se lo tome, al menos así se las tomaba muy bien Ada, era metiendo las cinco bolitas que hay que tomar en una jeringuilla y luego succionar con ella un poquito de agua mineral, lo agitas un poquito y ya puedes dárselo al peque. Empecé deshaciendo las bolitas en agua y luego la cogía con la jeringuilla pero terminaba teniendo que darle mucha agua y era un lío.
           También es muy recomendable comprar leche anticólicos (si le dais leche de fórmula, Ada tiene una alimentación mixta) pero os recomiendo que intercambies la normal y la anticólicos porque al menos a Ada la estreñía bastante.
           Si nada de esto les calma, sólo puedo deciros que tengáis mucha paciencia porque termina pasando. Ada lleva ya una semana sin sufrirlos ¡Viva!


 

jueves, 26 de julio de 2012

Presentaciones

Desde que nació Ada quiero hacer un blog pero desde que nació no he tenido tiempo. Sí, no sé a vosotros, pero a mí no me ha dado tiempo a nada. Todo el día estaba enganchada a la teta como si fuera el único sitio seguro de este mundo y, no me extraña, porque este mundo cada vez está más negro. Claro que con su nacimiento parece que se iluminado. Ahora tiene dos meses y medio y, como veis, me deja tiempo para mí. Así que ahora ya puedo decir que además de madre soy mujer. Para empezar os diré que Ada fue una niña bienvenida pero no buscada, vamos, que no es que nosotros quisiéramos tener un hijo por encima de todo pero que la idea tampoco nos disgustaba, aunque nunca imaginamos que me quedaría embarazada tan pronto. Peso 2730 y midió 47 cm, muy chiquitita como su mamá. Hechas las presentaciones, os dejo por hoy que me reclama.

PD: El bebé no es Ada